Invertir en bolsa y el ego, ¡No son compatibles!

Te voy a desvelar uno de los  secretos por el cual un 95% de personas pierden dinero en bolsa y tan solo un 5% gana. Es muy sencillo pero muy difícil de llevar a cabo, es tan fácil como tener una mentalidad fuerte y saber callar al ego, a esa vocecita que todo el mundo tiene en su interior y que siempre, tan quisquillosa, te lo replantea todo y te anima a hacer cosas que no tienen mucho sentido pero… ¡es lo que te pide el cuerpo!  Hablo de nosotros mismos, y es que a veces el peor enemigo de un trader no es la situación actual del planeta, la formación de los gráficos ni cualquier otro acontecimiento empírico sino que son los nervios, los apresuramientos i sobre todo el ego.

Recuerdas mi último artículo en el que hice referencia a una gran premisa de la bolsa para todo trader: pérdidas limitadas, beneficios ilimitados. Bien, pues esto el ego no lo sabe, no lo entiende, me explico, es más sencillo callar al ego que hacérselo entender.  Por esta razón no debes fiarte de él y necesitas callarlo. El ego es tu gran enemigo y te explicaré como se comporta:

Cuando estás obteniendo beneficios en bolsa, éste te comenta: “¡oye! ¡Que ya estamos ganando dinero! ¿No crees que es mejor  cerrar la posición, obtener beneficios y así poder decir que hemos ganado algo? No puede ser que nunca digamos nada acerca de nuestras inversiones porque no hacen mas que bajar y ahora que en alguna estamos ganando…  ¡habrá que poder recoger beneficios y fardar un poco!” Así limitamos el beneficio y es cuando, una vez has salido, sucede el subidón, el cual  te pierdes por salir precipitadamente y te arrepientes de tu mala gestión.

Pero sitúate en el caso contrario, tus  valores están bajando, el ego comenta: “¡No vendas! No nos podemos permitir perder dinero y como siempre pasa, ¡a largo plazo la bolsa sube! Es mejor esperar, porque si vendemos tendremos perdidas seguras pero si aguantamos, lo mas seguro es que suba porque no puede estar siempre bajando. Espera… ¡tengo una gran idea! Compra mas acciones ahora que están baratas y así cuando suban… ¡recuperamos la inversión y además ganamos dinero!”  y aquí es cuando se pega el batacazo y pierdes la inversión inicial mas la complementaria, por el intento de girar tú el mercado (otra buena jugada del ego que te hace creer que con tu capital estás influyendo en el mercado de manera que tu compra puede hacer subir el valor de la acción).

Que ingenuo es el ego, como ya desmentí, estas subidas apoteósicas en las que recuperas la inversión y además obtienes beneficios raramente existen. Pero él siempre quiere tener razón y te hará creer que esto sucederá. Como dijo Isaac Newton: “Una tendencia en movimiento es mas fácil que continúe que retroceda”. No puedes ir en contra del mercado, por este motivo necesitas una Gestión de Riesgos óptima para limitar tus pérdidas y dejar que tus beneficios corran.

Existe una orden en bolsa para limitar tus pérdidas llamada: stop loss. Ésta te permite fijar un precio al cual desearías vender la acción automáticamente. Dependiendo del capital que  se quieras arriesgar por operación, se situará el stop mas cerca o mas lejos de la entrada (precio al cual compraste la acción). Los bróker no cobran por poner esta orden (aunque hay bancos que se aprovechan hasta de esto)  y se pueden modificar al gusto.  Una vez colocada la orden para limitar perdidas, si a medida que va aumentando el valor de la acción, vas subiendo el stop,  cuando éste, esté por encima de la entrada, ¡los beneficios sean asegurados! (a no ser que se acabe el mundo o suceda alguna tragedia enorme que provoque la descapitalización de la empresa en la que estás invirtiendo, todo hay que decirlo).

El problema del asunto es que la gente tiene una concepción errónea del dinero que está ganando en bolsa ya que la cotización actual de la acción es simplemente un posible beneficio que obtendrías si vendieses ya, pero si lo haces,  no dejas  correr los beneficios. Para ello debes pensar siempre que el beneficio que obtendrás va desde el punto de tu entrada hasta donde este situado el stop loss de salida. De esta manera limitas pérdidas y dejas correr beneficios.

Así que recuerda: en bolsa hay que ser buena persona, no tienes que pensar que tu puedes mover el mercado y cambiar las cosas, simplemente cíñete a un método y ten muy en cuenta la Gestión de Riesgos y sobre todo, cuando operes deja apartada esa vocecilla que te perturba.

Espero que te haya interesado el tema, necesitaba escribirlo porque es una de las principales razones por las cuales la gente pierde dinero en bolsa y que además les cuesta mucho entender. Recuerda esto: hay que saber asumir pequeñas pérdidas para obtener grandes beneficios.

Más, próximamente.

0 thoughts on “Invertir en bolsa y el ego, ¡No son compatibles!

  1. Desde luego el stoploss es una gran herramienta para poder comer tranquilo y no estar pegado a la pantalla. Sin embargo tiene su intríngulis saber colocar bien los stops. De entrada hay que tener en cuenta que pese a que poner un stop no tiene coste, la ejecución del mismo conlleva las comisiones habituales de operación+corretajes, así que asegúrate que el stop lo sitúas en un punto en que el valor deja de ser atractivo para ti (cambio de tendencia por ejemplo). Ya que sería un poco tonto, volver a abrir la operación después de que se ejecute el stop (doble comisión). Luego también hay que ajustar el stop en función de la volatilidad, cuanto más volátil sea el valor, más margen deberemos dar, ya que no queremos que los stop se ejecuten (cierre de posición) y que luego el valor vuelva a los niveles de beneficio (cuando ya no lo poseemos).

    Finalmente, no hay que olvidar que el stop simplemente lanza una orden de venta a mercado (existen stops limitados, pero no tienen demasiado sentido) cuando el valor llega a una cotización determinada, esto es especialmente relevante en acciones con poca liquidez o cuando nos vamos a dormir, los mercados cierran y al día siguiente abren con un “gap” Sorpresa!

    Muy bueno el post y muy buena iniciativa! 😉

    1. Buen comentario. No quería entrar en este tema porque estaba pensando en hacer un artículo sobre el tipo de órdenes y de como afectan estas al mercado pero sin duda hay que tener mucho cuidado dónde colocamos nuestro stop. También porque en este artículo queria que el lector comprendiese basicante la psicología que hay que tener, mostrando lo que sucede a todas aquellas personas que se creen que pueden ir en contra del mercado. En referencia al tema de los stops, considero que para invertir a largo plazo el stop se coloca en cambios de tendencia claros, es decir un margen por debajo de la rotura del soporte para asegurarte que el cambio de tendencia es seguro y ademas evitar ese posible gap que provoque la no realización de la orden y la consecuente pérdida de nuestro montante. También hay que saber en que acciones entrar en referencia al volumen, el valor tiene que tener liquidez, sino aparecen los sustos que has comentado y éstos pueden llegar a ser enormes.
      Gracias por explicar ésto y espero que todo el mundo lo haya podido entender porque sin duda es importante.
      Saludos.

  2. Muy interesante Sergi. Me ha gustado mucho el análisis que haces entorno a las emociones que sienten los individuos al invertir en bolsa. Realmente tu capacidad para poder controlarlas y razonar friamente es determinante a la hora de posicionarte como broker.
    Gran artículo!

  3. Interesante! Esto es lo que me has estado explicando hoy mientras comíamos 😛 Estoy totalmente de acuerdo en el hecho de dejar de lado los sentimientos y guiarse por el razonamiento y tu método. Sigue así tío ^^

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *